El Diálogo “Perspectivas sobre financiamiento climático en México 2018-2024” tuvo como objetivo presentar el documento de trabajo titulado “Hacia una ruta de movilización de financiamiento climático”; así como compartir los resultados de múltiples esfuerzos en la materia, intercambiar lecciones aprendidas y conversar sobre perspectivas del financiamiento frente al 2018- 2024.

 

Bienvenida al evento / GFLAC

 

El pasado 22 noviembre del 2018, se llevó a cabo en la Ciudad de México el Diálogo “Perspectivas sobre financiamiento climático en México 2018-2024”. El evento contó con la participación de 35 personas de diferentes instituciones de la sociedad civil, sector privado, instituciones públicas y organismos internacionales y agencias de cooperación.

 

Presentación del documento “Hacia una ruta de movilización de financiamiento climático”

 

Igualmente, el Diálogo tuvo como objetivo presentar el documento de trabajo titulado “Hacia una ruta de movilización de financiamiento climático”; así como compartir los resultados de múltiples esfuerzos en temas de financiamiento climático, incluyendo el “Día de Financiamiento Climático en México” celebrado el pasado 18 de septiembre de 2018. Ello, con la finalidad de detonar un diálogo e integrar un primer diagnóstico y una serie de recomendaciones para movilizar financiamiento en los próximos años para cumplir la Contribución Determinada a Nivel Nacional (NDC) de México.

 

Participación de los asistentes

 

Durante el encuentro, los asistentes coincidieron en que para tener una ruta de financiamiento climático es necesario identificar las distintas formas de financiamiento, así como generar una planeación y definición (taxonomía) en la materia, que transforme el escenario político, económico, energético y financiero para combatir el cambio climático. Además, se mencionaron acciones prioritarias que deben ser implementadas en el corto, mediano y largo plazo, entre las cuales destacan:

 

Corto plazo

  • Incluir el cambio climático como uno de los ejes estratégicos del próximo Plan Nacional de Desarrollo y en la construcción del presupuesto.
  • Identificar las necesidades de financiamiento por sector y subsector contemplados en la CND.
  • Fortalecer las estructuras existentes del Sistema Nacional de Cambio Climático (SINACC).
  • Instalar y definir las reglas de operación del Grupo de Financiamiento que se creó dentro de la Comisión Intersecretarial de Cambio Climático (CICC).
  • Crear un mecanismo de coordinación multisectorial y multinivel.
  • Capacitar a gobiernos nacionales y locales para identificar las principales necesidades, crear y estructurar un portafolio de proyectos o las fuentes de financiamiento a las cuales acceder.
  • Crear capacidades en el sector privado y financiero para mejorar la toma de decisiones sobre hacia dónde dirigir las inversiones.
  • Crear un sistema de medición, reporte y verificación (MRV) del financiamiento climático.

 

Mediano plazo

  • Fortalecer políticas fiscales para diversificar los ingresos del país y reducir la dependencia de combustibles fósiles.
  • Mejorar la medición y reporte de emisiones a nivel local (estados y municipios) y empresas.
  • Implementar programas de educación temprana y del alto nivel sobre cambio climático.
  • Crear áreas que atiendan temas de cambio climático en instituciones públicas.
  • Mejorar el conocimiento para la evaluación de proyectos y prioridades de inversión.

 

Largo plazo

  • Mantener los mecanismos de diálogo entre actores.
  • Movilizar sumas significativas de financiamiento para lograr una economía baja en emisiones.
  • Crear una agencia especializada en financiamiento climático que coordine la agenda del tema.

 

Asistentes al evento

 

El Diálogo organizado por el GFLAC, en colaboración con la Deutsche Gesellschaft für Internationale Zusammenarbeit (GIZ) GmbH y la Iniciativa Climática de México (ICM), busca ser un primer ejercicio replicable para generar un Plan de Acción sobre financiamiento y fomentar el diálogo entre los distintos actores, a fin de movilizar recursos que permitan el cumplimiento de las metas climáticas de México.